Familia ADR

«La Mente de Cristo te permite gestar la reforma generacional de tu decencia para calzar en el exousias de Diºs (Hch 26:18)»

viernes, 27 de octubre de 2017

PARASHAT LEJ LEJAH: Melquicedec y Yæshua


Gn 14:18 Entonces Melquisedec, rey de Salem, presentó pan y vino, pues era sacerdote del Di-s Altísimo.

El sacerdocio Levítico fue la transición, después de la caída, que nos sirvió como un empaque que trasportaba el sacerdocio original del Edén, el de Melquisedec. Se dice de Yæshuah: ...y fue declarado por Di-s sumo sacerdote según el orden de Melquisedec, He 5:10.
Se busca a Melquisedec entre la historia o tradiciones orientales, olvidando que la única forma de dar con Él es inquiriendo en Yæshuah. Buscar a Melquisedec significa indagar en el Hijo y su sacerdocio. Melquisedec es Yæshuah, Yæshuah es antes que cualquier nombre o título o posición. Yæshuah es el “NOMBRE”, sobre todas las cosas, visibles e invisibles. Yeshuah es un sacerdocio dado a conocer con el nombre de Melquisedec a una creación que olvidó su fundación, porque Melquisedec habla de Él. Malki, Rey/tsedec, justicia; atributos de Yæshuah, Jer 23:5.
Es un sacerdocio que partía pan y vino antes que un pesaj sea revelado “con palabras” a la creación, ya que la inmolación del cordero “ya era anunciado” en el campo de lo imperecedero de YHWH, 1P 1:20.
Es el retorno al sacerdocio original que está sobre todas las eras, un sacerdocio creativo de ELOHIM manifestado a nosotros recién cuando fuimos creados; y el trágico suceso para el hombre, no para YHWH, cuando nuestra mente original de la Creación fue absorbida por el pecado.
Una de las operación de tal sacerdocio es la mente de Yæshuah, una mente que recuerda la Eternidad.
Pan y vino; es hablar de Pesaj, de shabbath; de Pacto de naturaleza distinta, de revelación; de sanidad, de ser ministro competente; de mejores promesas, de Sacerdocio. Aquel sacerdocio que la creación tiene que obedecer por causa de Yæshua, estando sumergidos(bautizados) en Él. El bautismo elevado a la expresión máxima de vivir en una completa y perenne inmersión divina en Yæshuah. Operar en el sacerdocio de Melquisedec es alcanzar las virtudes del Hijo de Di-s que la creación espera que se manifieste. Obviamente el estándar para lograrlo pareciera inalcanzable, pero ahora posible a través del Postrer ADAM. Si la vida que se nos dió se mantiene escondida el suficiente tiempo en Él, como para que ésta haga morada, entonces la verdadera vida, es decir la suya, será inevitablemente absorbido y puesto en lugar de autoridad de un sacerdocio inconmovible. Siempre es Él, me dejó entender, pero por estar escondido en Él, una vida espectacular se manifiesta a la creación con una gloria, Col 3:3-4.
Manifestar esa vida, es manifestar su sacerdocio. Por portar su sustancia somos colaboradores en el plan constructor divino en una creación que recordará todo, por causa de una exposición cotidiana y gloriosa de Hijos en sacerdocio de Yæshuah en esta Tierra. Ese sacerdocio tiene un reino, osea una jurisdicción y un territorio que también tiene que ser visto por todos en esta Tierra y ese es uno de  nuestros trabajos.
Empezemos por la familia, partiendo el pan y el vino, abriendo nuestro espíritu a la influencia continua en Él y estableciendo el sacerdocio de Melquisedec ahí, y desde ahí a toda la creación.

Que tengas un fabuloso día de YHWH

Enlace sugerido: EL PRIMER DÍA Yom Ekjad Facebook

No hay comentarios:

Publicar un comentario