Familia ADR

«La Mente de Cristo te permite gestar la reforma generacional de tu decencia para calzar en el exousias de Diºs (Hch 26:18)»

jueves, 29 de diciembre de 2016

SEMANA DE YªHWēH: Pedís, y no recibís, porque pedís mal...

A veces tenemos posturas, actitudes y maneras de ejecutar
 las cosas que no van acorde con el Reino.
Contando los días, como los días de la creación.

1Jn 5:14 Y esta es la confianza que tenemos en él, que si pedimos alguna cosa conforme a su voluntad, él nos oye.

Quiero enfatizar un aspecto que posiblemente lo hemos pasado por alto. Pretendemos que cuando pedimos mal, es porque lo hacemos según algún deseo torcido dentro de nuestro corazón o para satisfacer un placer y no una verdadera necesidad; otros dirán que no recibes porque te vas a perder, y que mejor estás así. Y yo digo que probablemente no recibimos por lo expresado anteriormente y también porque lo único de malo que hay en nosotros, somos nosotros mismos. ¿Nosotros? Si, tú y yo. A veces tenemos posturas, actitudes y maneras de ejecutar las cosas que no van acorde con el Reino. No hemos asumido la Torah(palabra) como debiera ser, no es únicamente un libro; la Torah es CULTURA. Y como CULTURA, nos falta reflejar la expresión celestial de ella sobre la tierra. Parte de esa expresión es el carácter, y en esto me quiero enfocar hoy. Podemos recibir muchas cosas, pero con un mal carácter echarlas a perder de inmediato; por una mala praxis. Pedís, y no recibís; porque tenemos deseos, sueños y anhelos que para nosotros nos "parecen" buenos, pero no tienen nada que ver con el cielo. Olvidamos de una forma rotunda lo que es nacer de nuevo, olvidamos que "morimos al mundo".

Ecl 9:5-6  Porque los que viven saben que han de morir; pero los muertos nada saben, ni tienen más paga; porque su memoria es puesta en olvido.
También su amor y su odio y su envidia fenecieron ya; y nunca más tendrán parte en todo lo que se hace debajo del sol.

Déjeme recordarle que usted murió ya, y que no debería tener
 parte de todo lo que se hace bajo el sol; y tus sentimientos y
 deseos murieron, con tu nuevo nacimiento
Déjeme recordarle que usted murió ya, y que no debería tener parte de todo lo que se hace bajo el sol; y tus sentimientos y deseos murieron, con tu nuevo nacimiento. Si pretendías que era sólo un versículo para desenmascarar el espiritismo, comunicación con los muertos o la reencarnación; pues no, es también para mí y para ti. Recuerda lo siguiente, lo único que verdaderamente es real, es lo Espiritual; no lo que ves con tus sentidos, sino lo que ahora está escondido a ellos. Tú fuiste creado espíritu, primero; tu cuerpo y tu alma fueron después. Lo animal es primero, mirando de abajo hacia arriba.(1Co15:46 / Gn 2:7) y formó YHWH al ADAM, no dice creó; Yatsar es formar y Bara es crear. Fuimos creados ADAM(dentro varón y hembra) y se nos formó un cuerpo, manifestación del género; primero el masculino y después el femenino. Claramente definido cromosómicamente y físicamente.

Volviendo al punto original, tu alma de hoy no tiene los sentimientos, emociones, voluntad y ni el intelecto que originalmente se te dotó en el Edén. Por eso que tu carácter, personalidad, temperamento tiene que ser reformado. Llegar a la medida de la estatura de la plenitud de Cristo, es también esto. Un varón perfecto, perfecto significa en el original: "alcanzar madurez".
Ahora cuando pidamos, no lo hagamos con miedo a perdernos; por saber silenciosamente que es probable que no demos la talla. Pidamos conforme a su voluntad, que también es: PEDIR EL CARÁCTER, EL TEMPERAMENTO Y LA PERSONALIDAD DE YESHUAH PARA SOSTENER TODA LA HERENCIA QUE POR SER COHEREDERO CON ÉL TENGO ACCESO HOY.
Orando así, todo margen de error tiene que desaparecer. Colosenses 3:3 dice que nuestra vida está escondida en él y que nuestra verdadera vida empieza cuando la suya es manifestada. Siendo así siempre pediremos bien, ya que es Yeshuah mismo pidiéndolo; y él, si sabe pedir conforme a la voluntad de YHWH.

Que tengas un fabuloso día.

No hay comentarios:

Publicar un comentario